Balean a un hombre frente a iglesia de comunidad El Colorado de Herrera, en Pénjamo | Provincia

nacionales | Sucesos Nacionales

Balean a un hombre frente a iglesia de comunidad El Colorado de Herrera, en Pénjamo

Balean a un hombre frente a iglesia de comunidad El Colorado de Herrera, en Pénjamo

5 de Febrero 2018 | 22:34
Pénjamo, Guanajuato - Por Ricardo Rodríguez | Provincia
En el lugar, servicios periciales levantaron al menos dos cascajos percutidos, presumiblemente del arma con la que fue privado de la vida
El cuerpo sin vida de un hombre fue localizado la mañana de este lunes frente a la iglesia de la comunidad de El Colorado de Herrera, perteneciente al municipio de Pénjamo, en la zona colindante con Michoacán.
El hecho fue reportado pasadas las 10:00 horas por vecinos de la comunidad, quienes se encontraron con el macabro cuadro frente a la iglesia de la comunidad, a un lado de un canal de riego.
Elementos de la Policía Única de Guanajuato acudieron al sitio, confirmando el reporte, ubicando al hombre en posición de cubito dorsal, presentando a simple vista heridas producidas por proyectil de arma de fuego, procediendo a acordonar y resguardar el área iniciando con la cadena de custodia y solicitando la presencia de personal de la Sub Procuraduría Región “B” de Irapuato.
Servicios periciales y forenses, con personal de la Policía Ministerial, especializados en homicidios, acudieron para integrar la carpeta de investigación correspondiente, procediendo con la búsqueda de indicios que permitan el esclarecimiento del homicidio.
Al lugar arribaron familiares del hoy occiso, quienes le identificaron con el nombre de Juan Carlos Méndez Ramírez, de 37 años de edad, quien tenía su lugar de residencia en la comunidad de San José de Morales del mismo municipio de Pénjamo.
En el lugar, servicios periciales levantaron al menos dos cascajos percutidos, presumiblemente del arma con la que fue privado de la vida, y posteriormente procedieron con el levantamiento del cadáver para ser trasladado al Semefo de Irapuato, para la práctica de la necropsia de ley y posteriormente entregar el cuerpo a sus dolientes.
Comparte este artículo